22 de agosto 2017 – martes, inmaculado corazón de María

La Madre de Dios habla después de la Santa Misa de la ofrenda en el rito tridentino según Pio V., a través de su voluntaria, obediente y humilde herramienta e hija Anne.

En el nombre del Padre del Hijo y del Espíritu Santo. Amen.

Hoy, el 22 de agosto del 2017, en la fiesta del corazón inmaculado de María hemos celebrado una Santa Misa digna de la ofrenda en el rito tridentino según Pio V. Era una atmosfera Santa durante el Cambio Santo se pudo ver la Unión del corazón de Jesús y el corazón inmaculado de María. También la corona de haz de la Madre de Dios estaba iluminada con una luz brillante color oro sobrenatural, durante la Santa Misa de la ofrenda. La Madre de Dios estaba vestida de un color blanco brillante y también tenía en sus manos un Rosario blanco brillante. Los Ángeles rodeaban en altar de María y también el altar de la ofrenda, ellos adoraban el Santísimo. El ramo de flores de la Madre de Dios estaba adornado muy festivo con blancos lirios y rosas blancas y rojas. En las rosas había blancas perlas y pequeños diamantes, el manto de la Madre de Dios estaba decorado con muchos diamantes que brillan en un color dorado.

La Madre de Dios hablará hoy:

Yo, vuestra querida Madre hablo hoy a través de mi voluntaria, obediente, humilde herramienta e hija Anne, la que está en la total voluntad del Padre Celestial y solo repite palabras que vienen de mí.

Querido pequeño rebaño, queridos seguidores y queridos feligreses y creyentes de cerca y de lejos. Yo, vuestra querida Madre y Reina de la victoria hablo hoy a ustedes por qué mi corazón inmaculado vencerá. Hoy hubo un jubilo especial en el cielo. Este jubilo se propaga por todo el mundo. Muchos hombres han reconocido que los sacerdotes seran salvados por mí corazón inmaculado, sí se recuerdan en el último momento y se consagran a mi inmaculado corazón. Así se les puede perdonar a muchos de ellos los pecados graves, porque yo puedo regalar gracias especiales en este día de hoy.

Estos sacerdotes no se perderán si se consagran a mi inmaculado corazón.
Esto es un regalo del cielo que mi corazón inmaculado triunfara. Yo voy a aplastar la cabeza de la serpiente con mis pequeños hijos Marianos que me ayudaran y los protegeré bajo mi manto de protección.

Ustedes mis hijos Marianos van a desarrollar en este último tiempo talentos y capacidades. Estos talentos van hacer más fuerte que hasta ahora. Estos regalos no lo van a poder entender mis niños porqué pasaran a lo sobrenatural.
No lo van a entender lo que acontecerá con ustedes en breve. Van a ser sorprendidos por la grandeza del Todopoderoso y van a caer delante del el en agradecimiento. Van a vivir no solamente qué fuerte va a intervenir el Padre Celestial en la tierra, sino que también mucha gente se va a recordar en el último tiempo, para ser salvados del eterno abismo.

También en mi lugar de peregrinaje de Wigratzbad va a triunfar mi corazón inmaculado, voy a intervenir junto con el Padre Celestial. Lamentablemente han arruinado este lugar las fuerzas masonas, el malo piensas que ya ha tomado posesión de este lugar de peregrinaje por qué los hombres que cayeron en el modernismo lo obedecen. El director de este lugar de peregrinaje piensa que él puede cambiar todo y formar un lugar turístico según sus ideas y darle la mano al mamo y a los masones. Esto no lo va a conseguir porque eso es el lugar Santo de mi querida Madre y Reina de la victoria, qué se formó por muchas noches de exploración y ofrendas. Se ha tratado de destruir con fuerza este lugar. No mis queridos, todavía tiene el Padre Celestial el cetro en sus manos, todo va a seguir según su plan.

Yo les suplico por la protección de muchos sacerdotes, que todavía quieren regresar en el último momento del abismo eterno porque se convertirán. Mis súplicas delante del trono del Padre Celestial traerán frutos.

Estén atentos mis queridos porqué el malo los rodea con fuerza, todavía quiere dar el último un zarpazo, este
Zarpazo será inimaginable para ustedes. Pero el que se consagra a mi corazón inmaculado está protegido en todo, va a recibir reconocimientos especiales y gracias.

Yo los bendiga hora en este mi día festivo especial mis queridos niños marianos y también los queridos hijos del Padre en la Trinidad con todos Los Ángeles y Santos en el nombre del Padre del Hijo y del Espíritu Santo. Amen.

Sigan atentos y entréguense a mi corazón inmaculado. Yo los voy a tomar bajo de mi manto de protección.

Ahí estarán seguros porque los voy a apretar en mi corazón inmaculado.

Registre su correo electrónico para recibir actualizaciones

Print Friendly

Deja un comentario

E-Mail Adresse wird nicht veröffentlicht.

*