10 de septiembre 2017 – 14 domingo después de Pentecostés

el Padre Celestial habla después de la Santa Misa de la ofrenda en el rito tridentino por Pio quinto, a través de su voluntaria, obediente y humilde herramienta e hija Anne.

En el nombre del Padre del Hijo y del Espíritu Santo, amen.

Hoy hemos celebrado el domingo 14 después de Pentecostés una digna Santa Misa de ofrenda en el rito tridentino se según Pio quinto, el altar de la ofrenda y el altar de la María estuvieron sumergidos en una luz color oro brillante y decorados con abundantes ramos de flores, sobre todo con rosas de diferentes colores. Los Ángeles entraban y salían durante la Santa Misa de la ofrenda y adoraban al Santísimo en el tabernáculo. Lo importante para mí fue que debí ver a uno Santos conocidos, así como el Santo Padre Kentenich (que ha encarnado el Padre Celestial durante su vida y no fue santificado en la tierra), el Santo Padre Pio, la Santa Juliana de Lüttich, el Santo Francisco, el Santo Dominico y otros Santos que no lo pudo reconocer. Padre Kentenich y también el Padre Pío han luchado por la verdadera Santa Misa de la ofrenda en el rito tridentino según Pio quinto, y no quisieron aceptar el modernismo. los 2 murieron después de la celebración de la Santa Misa de la ofrenda y no aceptaron el segundo Concilio Vaticano.

No los respetaron y los han forzado a celebrar la misa comunitaria modernista, estos dos Santos no han alcanzado nada en la tierra. pero ahora tienen en el cielo un poder de intercesión, que podemos aprovechar. fueron mártires de alma. en el mismo año 1968 en el mes de septiembre entraron los 2 en la eternidad. hasta hoy no han aceptado está verdad vivida, sino que se celebra el modernismo y ofrecen la comunión en las manos.

En la fiesta de los 7 Dolores se repite el día de la muerte del padre Kentenich y el 23 de septiembre lo del padre Pio. vamos a implora a estos dos Santos en el cielo para que nos apoyen y para que se celebre la verdadera Santa Misa de ofrenda de la tradición.

Lamentablemente hoy en día ya no se reconoce el Creador de todo el mundo. Se deshonran las cosas religiosas y se desconocen la naturaleza gloriosa que nos ha regalado el Padre Celestial por su amor. los acontecimientos naturales de las inundaciones y terremotos y otras catástrofes no se le atribuye a lo sobrenatural, porque se quiere explicar humanamente.

El Dios grande queda el creador de todas las cosas y solo el contiene el mundo en sus manos. Él ha creado el mundo en 6 días y el séptimo día descansó porqué quiere decirnos con esto, que deberíamos celebrar el séptimo día como día del señor y se honra solamente el Creador en la Santa Misa de la ofrenda en los domingos y días feriados. Debemos agradecerle para que recibamos fuerza para la vida cotidiana. 6 días deben trabajar y descansar en el séptimo día así lo dice la Santa Escritura.

lamentablemente los hombres no lo cumplen. los mandamientos de Dios se han hecho para ser cumplido. porque el Padre Celestial nos lo ha regalado cómo ayuda para nuestras vidas. Cuando los hombres respetan el consejo del Padre Celestial, podríamos participar cada día en una digna misa Santa de ofrenda.

Jesús cristo el hijo de Dios nos lo ha dado a nosotros como testamento por amor. Por la Santa Misa de ofrenda podemos formar el domingo cómo día del señor y regalarle este día y enseñarle que estamos completamente con él, y dejamos todo el trabajo atrás, esto es el deseo del Padre Celestial.
nos buscamos prácticamente la fuerza en el domingo para los siguientes días cotidianos, porque solamente podemos cumplirlos cuando honramos a Jesús cristo.

La fe nunca es una obligación sino nuestra libre decisión. algunas personas interpretan así la fe católica de que los creyentes tiene que ir el domingo a la misa. eso no es así, porque debemos encontrar a Jesucristo en su sacramento. Esto debería ser una alegría. la Santa Misa te ofrendas es prácticamente un regalo del cielo para nuestras vidas para que sea más fácil de diseñar.

Yo vuestro padre celestial hablo ahora y en este momento a través de mi voluntaria, humilde y valiente instrumento e hija Anne, la que está en mi total voluntad y solo repite palabras que vienen hoy de mí:

Queridos hijos del Padre, queridos hijos Marianos yo pienso en vuestro bienestar y pongo mucha atención a todo lo que pasa con ustedes, pero con mucho no estoy de acuerdo. muchos creen en este tiempo de hoy, que viven ya en la verdad y no tienen que cambiar nada. Dónde pueden estos hombres experimentar la verdad hoy, la obligación de cada sacerdote es informar a los creyentes en sus correspondientes diócesis. qué es ahora la verdadera fe? pueden los creyentes de hoy entenderlo cuándo, se ve el pecado cómo verdad y confirmado por los sacerdotes, cómo cuando el pastor superior vive y atestigua este pecado cómo la verdad. no mis queridos, esto no se debe seguir propagando más. Yo quiero como el Dios en la Trinidad revelar el mandamiento del amor y la verdad, por eso he nombrado a muchas videntes, que vivan y distribuyan valerosamente mis palabras e instrucciones. Pero lamentablemente se dice hoy: tenemos la Biblia porque en estas revelaciones no tenemos que creer.
En el tiempo de hoy es así, que no se les aclara más a los hombres, los jóvenes entran en una relación y adelantan el matrimonio, por eso no pueden después perseverar en el matrimonio, el verdadero matrimonio que debe ser estable, necesita un tiempo de preparación. El tiempo del compromiso. Aclaran los sacerdotes de hoy en día a los contrayentes el pecado y el verdadero matrimonio. muy seguro que no. las consecuencias para los jóvenes son desconocidas, ellos no reconocen que cada humano tiene errores y debilidades y estás debilidades tienen que aceptar de la pareja, lo que no es fácil. no se debe uno poner en primer lugar y solo satisfacer sus propios deseos. en el matrimonio hay que ajustarse el uno al otro. Entonces mis queridos, cuando vengan las diferencias tienen que estar cada uno dispuesto de hacer compromisos, si no lo hacen, entonces el matrimonio se termina y quedan grandes heridas en el alma. cómo pueden vivir ustedes con estas heridas?

Lo correcto sería hacer una Santa y valida confesión y decirle al sacerdote la total problemática. Pero encuentran hoy en día un sacerdote que los oiga y entienda sus preocupaciones, no. no lo van a encontrar hoy, los sacerdotes no tienen ese tiempo. Dónde van ahora mis queridos. van a consultar a su psiquiatra, puede este ayudarles, no lamentablemente no puede. Él les va a enseñar el camino falso para resforzar su asertividad. Ustedes reciben el consejo de buscar otra relación, para no quedarse solos. y esta relación va a fracasar por qué no reconocieron antes sus faltas. la próxima relación es un pecado grande delante de mí, el Dios más alto en la Santísima Trinidad. Tiene que pensar ahora por qué fracasó este matrimonio. Uno no sabe lo que ha pasado. he cometido yo la falta o ha sido el otro que fue lo que hice falso. cuando 2 personas se separan no es así, que uno solo es el culpable. ¿nos hemos perdonado nosotros lo suficientemente? ¿Nos hemos rendido inmediatamente y no hemos llevado nuestros problemas delante del Padre Celestial y confesado a él? no le hemos pedido a la Madre de Dios ayuda o al Santo San José el qué es responsable de la familia. le hemos dado al otro suficiente amor y comprensión, hemos vivido en castidad antes del matrimonio. se han anticipado antes el acto del matrimonio. En realidad, ustedes entonces sí lo han avanzado. Solamente está permitido en el matrimonio un solo compañero para hacer el acto del amor. no deben poner en primer lugar la sexualidad. el matrimonio es un acto común de amor y de este amor vienen los niños. así debe ser según mi deseo. Yo como el tercero en esta unión, tengo mi parte. si viene un niño le doy el aliento de la vida. yo decido sobre esta nueva vida, nunca el hombre. Cómo aparentan los padres de estos niños, tienen que aceptarlo cómo es, aunque sea discapacitado. no han deseado este niño en este momento. tienen el derecho de matarlo, cómo pasa hoy. No, soy el Creador sobre la vida y muerte decido sobre la vida, solamente yo. no lo olviden mis queridos creyentes.

Hoy en día lamentablemente es diferente. hoy la investigación ha adelantado tanto que creen tener el dominio sobre la vida. ya se han hecho experimentos que se puede manipular a los niños como uno quiere. no aceptan los niños de mis manos. Cómo sigue esto. cómo se educa a los niños, se entregan a los niños a la guardería si uno cómo mujer quiere trabajar, uno quiere ganar dinero. es eso correcto, no, cuando el hombre no gana mucho mis queridos puede ganar algo en su tiempo libre. en primer lugar está la educación de los niños en la verdadera fe, en el amor y en la moral. qué es educado con amor y que no se da en otros manos.

Tienen la responsabilidad de educarlos religiosamente, hacen ustedes hoy esto. No. todo les es demasiado a ustedes, la televisión, el internet, celular y los juegos de computadora los que usan cómo juguetes para los niños. todo es posible. Están permitidos para ustedes hoy todo esto mis queridos padres. no están haciendo unas faltas cómo padres, no tienen que reconocerlo y confesarlo porque no han tomado la responsabilidad para vuestros niños. Piensen por favor, que ustedes han aceptado estos sacerdotes que los han llevado a ustedes a la pista incorrecta.

Piensan ustedes queridos sacerdotes que se han consagrado a mí, que cumplieron ustedes con su responsabilidad delante de los creyentes. pueden hacer ustedes lo que quieren. pueden ustedes modificar la Santa Misa te ofrendas la que ha instituido mi hijo Jesucristo. lo han hecho. cómo quieren ustedes llegar así al camino correcto? El Vaticano segundo no tiene validez como yo les he dicho muchas veces. no pueden usar está posibilidad que tienen ustedes. tienen que celebrar la Santa Misa de ofrenda en el rito tridentino según Pio quinto, y nada más, no deben cambiar nada. Solo cuando celebran la Santa Misa de ofrenda dignamente serán protegidos del maligno y del modernismo. solamente así reconocerán la verdad y también podrán atestiguarlo. ustedes están aquí para transmitir la fe, dar dignamente los sacramentos y no cambiar nada sino entregarse a mi hijo Jesucristo en la Santa Misa de ofrenda.

En el cambio se da la unión, esto significa que ustedes mis queridos hijos sacerdotes serán uno con mi hijo Jesucristo, ustedes se han convertido en uno con mi hijo Jesucristo en la Santa Misa de ofrenda. en este momento cuando se unen, sucede el cambio. en este momento ya no viven ustedes sino Cristo vive en ustedes. Él vive completamente en vuestros corazones. está unión quedara siendo un secreto para todos. por eso tienen que conservar este secreto, no pueden pronunciar estas palabras del cambio hacia el pueblo.
Cómo se puede hacer este cambio, si no se dirigen a mi hijo Jesucristo, sino que le dan la espalda en este momento más importante. cuando ya desde hace años se han quitado el vestido del sacerdote, cómo pueden representarlo, si no están dispuestos de tomar la casulla. Algunas partes que pertenecen a la casulla no las quieren usar. si cambian todo a lo que pertenece a la Santa Misa de la ofrenda y lo que significa un alivio para ustedes, así no podrán servirme a mí en la Trinidad. Ustedes se quieren adaptada al pueblo y no a vuestro salvador amado, que esperar por vosotros. este amor mis queridos hijos sacerdotes les exijo a ustedes en el futuro, para que existan otra vez sacerdotes santos. yo quiero reconstruir de nuevo mi Santa Iglesia católica. los hombres deben sentir lo que es parte de la fe católica y lo que es pecado. cómo vivo yo mi fe católica. Ya la han unido con otras religiones por el ecumenismo. ya he dicho yo que todo es igual si soy evangélico un católico, yo tengo que aceptar las otras religiones. Cada fe tiene algo católico así lo veo yo en el globalismo. eso es muy moderno y contemporáneo. no mis queridos. existe solamente una verdadera fe católica y apostólica, está a la instituido mi hijo para toda la vida. El oficio del sacerdote es un oficio sagrado, un sacramento que no se puede disolver ni cambiar. por eso los hijos sacerdotes tienen manos sagrados. estos no se pueden cambiar por los laicos cómo pasa hoy. Por eso les ruego urgentemente hijos sacerdotes regrese a la verdad porque tiene que crecer mi anhelo hacia a ustedes. Por qué yo lloro lágrimas de amor por ustedes. Ustedes no oyen mis palabras y mis instrucciones que les he dado de nuevo por amor. yo no los obligo a vivir a la verdadera fe y atestiguarla. Yo deseo que regresen finalmente y unen sus almas conmigo.
Con gran amor les dice esto su Padre Celestial.

Están delante de la gran intervención que lamentablemente tiene que acontecer, porque la gente no oye mis palabras, sino que quedan indiferentes. no viven según la verdad, sino que se hacen sus propias ideas para una fe, que pueden cambiar según a su antojo.

Yo los bendiga con todos los Ángeles y Santos sobre todo con vuestra querida Madre en la Trinidad.

en el nombre del Padre del Hijo y del Espíritu Santo, amen.

Vivan el amor, por qué es eterno.

Registre su correo electrónico para recibir actualizaciones

Print Friendly

Deja un comentario

E-Mail Adresse wird nicht veröffentlicht.

*