02 de diciembre 2017 – sábado, cenáculo

la Madre de Dios habla después de la Santa Misa de la ofrenda en el rito tridentino según Pio V. a través de su voluntaria, obediente y humilde herramienta e hija Anne, en el nombre del Padre del Hijo y del Espíritu Santo, amen.

Hoy, 2 de diciembre del 2017 hemos celebrado en nuestra capilla de la casa en Göttingen el cenáculo de la Madre de Dios, hemos celebrado una digna Santa Misa de la ofrenda en el rito tridentino según Pio V.

El altar de la María estaba adornado con lirios y rosas y yo he sentido los olores de los lirios y rosas, el altar de la ofrenda cómo también el altar de María estaba rodeado por innumerables Ángeles y le hacían reverencia en su fiesta del cenáculo.

La Madre de Dios hablara hoy:

Yo, vuestra querida Madre vuestra Reina del cielo hablo a través de mi voluntaria, obediente y humilde herramienta e hija Anne, lo que está en la voluntad del Padre Celestial y solamente repite palabras que vienen de mí.

Querido pequeño rebaño, queridos seguidores y queridos peregrinos y creyentes de cerca y de lejos. Yo los quiero muy especialmente a ustedes porque celebran solemnemente el cenáculo cada primer sábado del mes después del viernes del Sagrado Corazón de Jesús, mis queridos creyentes mi querido pequeño rebaño, ustedes se encuentran ya en la pelea más grande del tiempo final, el Padre Celestial me ha dicho que va a intervenir pronto. Antes que esto pase mis queridos, algunos sacerdotes podrán regresar, porque demuestran a mi querido Hijo la Consolación de la expiación de la ofrenda y de la oración.
Ustedes están aquí para El y se lo ofrecen para cumplir completamente su voluntad, ustedes son hombres pecadores porque el pecado no está lejos de ustedes, ustedes respetan los sacramentos. lamentablemente hoy en día ya no se celebra dignamente la Santa Misa de la ofrenda, porqué la misa modernista comunitaria tiene prioridad. Yo, vuestra querida madre lloro muchas lagrimas por mis hijos sacerdotes elegidos, porque se ofrecen al modernismo. Los altares comunitarios todavía no lo han sacado, hacen la misma comunitaria en las mesas comunitarias, esto ofende a mi Hijo Jesucristo muy fuerte, él ha sufrido por sus hijos sacerdotes y quiere tener sacerdote Santos y dignos en el altar de la ofrenda, pero lamentablemente no lo obedecen, cometen los pecados más grandes y con esos pecados van al altar.
¿Puede mi hijo Jesucristo convertirse en estas manos de sacerdotes? Mi Hijo Jesucristo dice un claro “no”, en estas manos de sacerdotes no se puede transformar mi Hijo Jesucristo, esto no es posible, esto lo pueden reconocer, porque el pecado los echa afuera del amor de Jesucristo.

Primero es necesario una confesión con arrepentimiento, lamentablemente no lo reconocen mis hijos sacerdotes que están en pecado grave, por eso no dicen “si” al sacramento de la confesión, van a seguir celebrando la misa comunitaria en el altar, pero una transformación no será posible.

¿Ustedes mis queridos se preguntan donde podemos recibir una Santa Misa de ofrenda con un sacerdote digno? Yo les he regalado un DVD mis queridos, ustedes pueden conseguirlo, ustedes tienen con este DVD una Santa Misa digna de la ofrenda cada día y también los domingos, yo les he dado por el momento está posibilidad.

Yo vuestra querida Madre lo lamento mucho porque yo quería tomar de la mano a mis queridos hijos sacerdotes elegidos para guiarlos, pero han dicho a mi hijo Jesucristo un “no”, esto ha ofendido mi alma. Yo lloro muchas lágrimas junto a mi hijo Jesucristo por estos elegidos, si no se arrepienten van a caer en el abismo eterno, esto es amargo para mi Hijo al ver como un sacerdote cae uno tras del otro, y se niega todavía a celebrar la Santa Misa de la ofrenda, algunos van a regresar pero eso va a durar.

Mi Hijo Jesucristo va a hacer milagros como el mismo lo ha dicho que esto será necesario antes de que pase la intervención del Padre Celestial, entonces mis queridos hijos sacerdotes será tarde para ustedes, cuando estén dispuestos a regresar, lamentablemente Jesucristo no los puede oir más. Va a decir, salgan de mí yo no los conozco, en el tiempo adecuado no me han respetado a mí al Hijo de Dios ¿quieren ustedes esto mis queridos hijos sacerdotes?, o quieren regresar en este último tiempo de pelea.

No quieren reconocer que la Santa Misa de la ofrenda es la más Santa y mi Hijo Jesucristo se los ha regalado cómo legado antes de su crucifixión. Santanas está rodeándoles y los puede seducir en cada situación.

Pero eso no se debe cambiar de ninguna manera porque esto es un sacrilegio lo que se hace hoy en la Iglesia modernista, se obedece hoy al segundo Concilio Vaticano que solamente es pastoral.

Yo los quiero mis queridos y elegidos. Regresen y conviértanse en este último tiempo, yo los quiero y los quiero volver regresar a mi hijo Jesucristo.

Los bendice ahora vuestra querida Madre en este tiempo de angustia con todos Los Ángeles y Santos en la Trinidad, en el nombre del Padre del Hijo y del Espíritu Santo, amen.

Esten preparados, porque el tiempo de mí intervención vendrá pronto.

Crean y confíen y entréguense a vuestro querido Señor Jesucristo, su Salvador.

Registre su correo electrónico para recibir actualizaciones

Print Friendly